26/10/2021

Spainsif: “La inversión sostenible crece un 21% en 2020 y supera por primera vez a la tradicional”

La Inversión Socialmente Responsable (ISR) en España continúa aumentando de forma progresiva en número de activos a pesar del efecto negativo causado por la pandemia del COVID-19. Así lo señala el estudio ‘La Inversión Sostenible y Responsable en España 2021’, elaborado por Spainsif y presentado en el Encuentro Anual 2021 de este Foro español de inversión sostenible.

El evento, efectuado en formato híbrido, fue el escenario propicio para destacar que la inversión con criterios ASG - con una cuota de mercado del 54% en 2020 - sobrepasó por primera vez a la inversión en activos tradicionales. La ISR alcanzó los 345.314 millones de euros gestionados en España durante el año pasado, lo que ha supuesto un incremento del 21% respecto a 2019. En tanto, prácticamente la totalidad (98%) de los activos de organizaciones internacionales reportaron algún tipo de criterio ASG. La inversión minorista, por su parte, siguió ganando relevancia (21%) frente a la institucional.

Estos datos otorgan optimismo y confianza hacia la transformación sostenible que vive el sector financiero. Una evolución incentivada principalmente por la demanda y la respuesta positiva de estos productos en el mercado y por los avances regulatorios en Europa. Así como por la concienciación y el compromiso de los inversores y resto de grupos de interés con una transición justa a una economía más sostenible y baja en carbono.

El reporting como centro del debate

Joaquín Garralda, presidente de Spainsif, destaca el cambio en la madurez de la ISR en España y ha centrado su intervención en la relevancia de los reportes de información, aceptando que es un proceso dinámico en continua mejora.

“Las gestoras tienen que hacer un esfuerzo extra con respecto a los cambios sustanciales en reporting a los que nos ha sometido el regulador. El reporting está mejorando para evitar el greenwashing. No sólo para que los emisores puedan estandarizar los procesos, sino también para incluir a más grupos de interés, informar mejor sobre los riesgos y sobre qué camino sigue cada organización con miras al 2050,” valoró Garralda.

Juan Aznar, presidente y CEO de Mutuactivos, menciona que lo interesante es que la sostenibilidad forme parte del propósito y de la misión de las compañías.

Profundizando en el mismo tema, Elena Arveras, Policy Officer for Sustainability Reporting en la Comisión Europea, ha compartido una ponencia especializada sobre “El futuro del reporting corporativo de sostenibilidad en la UE”. La experta analiza los avances del regulador europeo en la Directiva CSRD (Corporate Sustainability Reporting Directive) y cómo ésta pretende ayudar a homogeneizar la información. Arveras advierte que “una revisión profunda de los estándares (normas de reporting) y su ámbito de aplicación es fundamental porque permitirá comparar la información e incluir otros asuntos clave como la digitalización y la auditoría.”

La experta adelanta también que para que la Comisión adopte estos estándares de reporte es importante que las empresas se adhieran a ciertas pautas ya muy aceptadas en la industria (ESG, GRI, SASB, etc). Además de tomar en cuenta toda la legislación europea que aplica y las recomendaciones específicas del European Financial Reporting Advisory Group (EFRAG).

La dimensión social de la ISR

El encuentro anual de Spainsif también sirvió para presentar el ‘Estudio de la Dimensión Social de la Inversión Sostenible’. Un informe que analiza el creciente peso que han tenido los aspectos sociales en la inversión ASG de los últimos años y que han ganado espacio en los análisis financieros tras el impacto de la pandemia por COVID-19.

Francisco Javier Garayoa, director de Spainsif ha presentado las conclusiones de ambos informes: el estudio de la dimensión social y el estudio anual Spainsif 2021. Destaca como hito positivo que, por primera vez, los activos ASG gestionados por entidades nacionales e internacionales en España superaron a los tradicionales en el mercado.

Ha valorado de igual forma que la integración ASG ya se posiciona como la estrategia más empleada (por encima de la exclusión) y que los procesos de engagement y voting (parte de los criterios de gobernanza en los ASG) han venido tomando relevancia, junto con los temas sociales (73% de los encuestados manifiesta que tiene políticas de voto) en la industria.

Grupos de interés exigen más educación financiera

La primera de las mesas redondas del evento ha examinado la “Información ASG para las finanzas sostenibles” y contó con la moderación de José Manuel Marqués, director de la División de Innovación Financiera del Banco de España. Guillermo Hermida, director de Sostenibilidad de Banca Privada en Caixabank; Juan Carlos Calderón, director ejecutivo de EMEA ESG Consultants en MSCI; Gorka Goikoetxea, responsable Financiero y Patrimonio ISR, CFO & ESG Endowment Manager de Anesvad y Andrés Herrero Martín, vocero de Previsión Social de UGT, fueron los ponentes invitados en representación de los distintos grupos de interés.

Los expertos valoran entre otros temas, la relevancia de mejorar y promover la educación financiera en sostenibilidad. Así como también han debatido sobre la necesidad de tener mayor disponibilidad de datos estandarizados e información más transparente y confiable en ASG.

Andrés Herrero Martín, representante de UGT, destacó como una necesidad prioritaria la inclusión de algunos aspectos sociales como por ejemplo el porcentaje de trabajadores en convenio colectivo, la diversidad y la brecha salarial. Añadió que también hay que adelantarse en el desarrollo de la doble materialidad para progresar en la inversión de impacto en España.

El Pacto Verde Europeo como hoja de ruta

Antonio Santoro, Head of Southern Europe de Principles For Responsible Investment (PRI) estuvo a cargo de moderar la segunda mesa redonda, en donde se analizaron las implicaciones del ‘Green Deal’ europeo para el desarrollo de líneas de actividad en inversión sostenible.

Teresa Casla, presidenta y CEO de Fonditel, compartió el escenario con Belén Ríos, directora de Negocio Institucional y ESG de Amundi Iberia; Ana Rosa Castro Aguilar, directora de Ventas España en Nordea Asset Management y Silvia García-Castaño, directora general de Inversiones y Productos de Tressis.

Las expertas en gestión de activos destacaron los desafíos de la regulación europea, la necesidad de buscar inversiones alternativas con criterios sólidos de sostenibilidad, la importancia de informar claramente y brindar educación financiera a todos los grupos de interés y las expectativas de la industria por lograr estándares homogéneos en el corto plazo.

La sostenibilidad es un cambio de paradigma en el sector financiero

Ana Rosa Castro (de Nordea) aseguró que “tenemos que adaptarnos, ya que es un trabajo a largo plazo. Debemos centrarnos en qué está pidiendo el distribuidor y el consumidor y adaptar los mensajes a las audiencias correspondientes”. En tanto, Belén Ríos (de Amundi) recordó: “Las gestoras de activos debemos tener un papel decisivo en la transición justa. Es un cambio estructural y es urgente. Hay que valorar especialmente el engagement y los temas sociales”.

Silvia García-Castaño (de Tressis) por su parte, valoró que “la industria ha ido creciendo y el mundo cotizado se está transformando. El gran reto es que todavía hay activos excluidos. La sostenibilidad todavía no ha calado en profundidad en el inversor minorista, pese a que la ISR ha ido francamente bien en las rentabilidades. Va a haber un acelerador el año que viene con el test de idoneidad para los clientes”.

Teresa Casla, de Fonditel, destacó la oportunidad no tan conocida en los activos ilíquidos como transformadores e impulsores de la innovación en los objetivos del Pacto Verde y comentó que “la sostenibilidad es un cambio de paradigma trascendental en el sector financiero. Estamos en una transición para la estandarización de los datos y en pocos años pasaremos a una gestión más activa o de impacto.  No sirve de nada que transformemos nuestra industria desde adentro, si no trabajamos con mejorar la divulgación de información estandarizadas de las empresas y sobre todo en la Educación Financiera del cliente final y el inversor minorista.”

El cierre del evento anual de Spainsif estuvo a cargo de Helena Viñes, consejera de la Comisión Nacional del Mercado de Valores, quien presentó una ponencia sobre el estado de la estrategia europea sobre finanzas sostenibles. La representante de la CNMV analizó la propuesta de la Comisión Europea sobre un potencial índice ESG propio, “siguiendo los pasos de los múltiples índices climáticos y sostenibles que han surgido, y que permiten a los inversores interesados en la gestión pasiva posicionarse en productos indexados sin renunciar a un objetivo climático".

 


 

<